invictus mandela, humano mandela

Si hay un personaje en el mundo y en la historia de las últimas décadas que se ha convertido en un auténtico icono de la justicia, la paz y la lucha, ese es Nelson Mandela. El ex-presidente, ex-presidiario, ex-terrorista, premio nobel de la paz y luchador por las libertades individuales y colectivas de la población negra de Sudáfrica (y posteriormente, desde su sillón presidencial, también de la población blanca) es, sin duda, uno de los personajes clave en la reciente historia mundial. ¿Pero cuáles son las aptitudes de Mandela para llegar a ser un icono mundial? ¿Qué es lo que hizo? Hay un título exquisito para conocer la trayectoria política de Mandela, sus aspiraciones y sus ideales que le llevaron a la cárcel. Se titula Un ideal por el cual vivo y es algo así como su propia autobiografía. Indispensable para conocer al político, al luchador y a la referencia mundial. ¿Pero qué es lo que hizo para llegar a ser presidente de Sudáfrica a los meses de salir de prisión? Para conocer esta parte de su vida el libro se titula El factor humano y está escrito por John Carlin.

En 1985, cuando Nelson Mandela llevaba veintitrés años en prisión, se propuso conquistar a sus enemigos, los más fervientes defensores del apartheid. Así obtuvo su libertad y consiguió convertirse en presidente. Pero la inestabilidad de un país dividido por cincuenta años de odio racial cristalizó en la amenaza de una guerra civil. Mandela comprendió que tenía que conseguir la unión de blancos y negros de forma espontánea y emocional, y vio con claridad que el deporte era una estrategia extraordinaria para lograrlo. John Carlin ha descubierto el factor humano que hizo posible un milagro: la capacidad innata de Mandela para seducir al oponente y su tenaz deliberación de utilizar el mundial de rugby de 1995 para sellar la paz y cambiar el curso de la Historia. La final de aquel mundial culminó con la victoria sudafricana en el último minuto, y fundió en un abrazo a negros y blancos en el ejemplo más inspirador que ha visto la humanidad. Carlin, cuya labor como corresponsal en Sudáfrica ha sido calificada por Mandela como “absolutamente magnífica”, ofrece un apasionante relato en la voz de un grupo de personajes que vivieron esta gran historia que la Warner Bros no dudó en llevar al cine bajo la dirección de Clint Eastwood, y la interpretación de Morgan Freeman y Matt Damon.

Por lo general suelen ser mejores las obras escritas que las películas, ya que estas últimas tienen que condensar la esencia del libro, hecho que consiguen con mayor o menor fortuna pero en muy raras ocasiones de forma fidedigna. En el caso de El factor humano es un detalle claro nada más empezar la lectura del mismo, ya que aquí tenemos una mayor profundización en los personajes, así como antecedentes históricos de Nelson Mandela que llevaron al mítico partido sobre el que gira la mayoría del film de Clint Eastwood (Invictus). Esos detalles del pasado de Mandela antes de su llegada al poder como presidente de Sudáfrica (en la película citados muy superficialmente, quizás porque al poder americano no le gusten demasiado) enriquecen bastante el resultado final, porque entonces te permiten evaluar la figura de este icono en todo su esplendor (Invictus sería esencialmente el último tercio de El factor humano).

Un detalle positivo de este libro es la representación del protagonista, en ambos casos benévola (en el libro y en la película), pero mientras que en la película en ocasiones tiene cierto aire mesiánico (aunque Morgan Freeman nunca abusa de ello, dándonos una interpretación sobria y sincera), en el libro nos damos cuenta que también Mandela era y es un ser humano (con sus aciertos y sus errores). Aún así la valoración global es de admiración ante la gran facilidad de Mandela para el contacto humano, consiguiendo llevar a sus oponentes a su terreno (sin demostrar nunca hostilidad, aunque si firmeza en sus ideas) lo que le evita caer en los lógicos deseos de venganza y prepotencia que algunos esperaban, no llevando la situación a un intercambio de roles donde los oprimidos pasaran a ser opresores. Y que eso lo consiguiera, en última instancia, gracias al deporte, al rugby en este caso, demuestra la gran astucia, la altura de miras y la pericia política del famoso líder, sobretodo teniendo en cuenta de la manera tan eficiente como convierte un espectáculo relacionado con el apartheid en el símbolo de unificación de todo un pueblo y toda una nación.

En resumidas cuentas El factor humano sirve para profundizar más en algo sólo atisbado en Invictus de Clint Eastwood, y es la imagen de un ser humano extraordinario que demostró ser más que la persona justa en el momento justo, para convertirse en el personaje mítico que consiguió cambiar a toda una nación y unir a dos bandos enfrentados al borde de la guerra civil. O como la lucha política de una persona se transforma (conscientemente) en una lucha humana por el afianzamiento de esos ideales.

Os dejo con las escenas reales del famoso partido de la unificación de todo un pueblo. Los pelos de punta. Mandela único.

3 thoughts on “invictus mandela, humano mandela

  1. Me leí el libro y me encantó, es emocionante adentrarte en esta historia, qué pena que no abunden en la clase política estas personalidades.
    Cuando pusieron la película no quería ir a verla por si me decepcionaba, pero ¡qué va! me encantó y me emocionó.
    Aquí se da que el libro y la película son dos buenos trabajos.
    Un saludo
    Teresa

  2. Estoy bastante de acuerdo contigo Teresa. Personas como Mandela, con ese carisma, esa decisión y esa manera de convencer hasta a sus propios enemigos y lograr unir todo un país existen muy pocas.

    La película, aunque no ahonda tanto como el libro (es inevitable que esto suceda) es muy buena. A mi también me emocionó.

    Un saludo

    MrWilliam

    • Hola no dejo respuesta… sino pregunta… ¿Cuál es la situación en la que encuentra el país cuando Mandela accede a la presidencia?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s